porque sale humo negro del coche

¿Te has preguntado por qué sale humo negro de tu coche? El color del humo que sale del tubo de escape puede llegar a revelarnos cómo se encuentra el sistema del coche. Si existe una avería interna, este aire puede ser un indicador indiscutible.

El humo negro, aunque no lo creas, es muy común. Se estima que alrededor del 90% de su origen es por una mala combustión. Cuando el coche comienza a consumir demasiado combustible, el humo tiende a tornarse oscuro. No obstante también puede ser originado por problemas más graves.

Por esta razón, en Escape y Bujía te diremos cuáles son los problemas más comunes que permiten la expulsión del humo negro de tu coche y las posibles soluciones que puedes probar. Aunque, como siempre, te recomendamos que ante la aparición de este color u otros, visites a un experto mecánico para que realice una inspección y posible reparación.

porque echa humo negro el coche

El humo negro de tu coche: Significados y posibles soluciones

La bujía

Este problema está directamente relacionado con el filtro de aire en mal estado, pues cuando esto ocurre, la bujía tiende a disminuir su rendimiento y comienza a deteriorarse. El humo negro de tu coche puede producirse por esta causa. Si la punta de la bujía se encuentra sucia o gastada, debes limpiarla o reemplazarla.

El filtro de aire

En el siguiente punto de esta lista de causas y soluciones del humo negro de tu coche te contamos uno de los problemas más frecuentes. Cuando el filtro de aire del motor encuentra en mal estado, es decir, posee sedimentos, rasgaduras o grietas, las impurezas tienden a entrar en la cámara de combustión.

Si quieres saber si este humo negro de tu coche sale por culpa de una apertura en el filtro, lo más recomendable es que lo compruebes con frecuencia. De esta manera, podrás realizar la correspondiente limpieza y reparación o directamente cambiarlo si el problema es más grande de lo que pensabas al principio.

La válvula EGR

Otra de las razones por las cuales sale humo negro de tu coche es porque la válvula EGR pudo sufrir una avería. Recirculación de Gases de Escape o EGR, sus siglas en inglés, es un sistema que se encarga de reducir la emisión de CO2 que produce el vehículo.

La recirculación de los gases a la cámara de combustión, gracias al colector de admisión, es lo que logra que se quemen de nuevo, reduciendo así el CO2. Todo el proceso funciona debido a la apertura y cierre de la válvula, por lo que cuando esta se avería por suciedad u otros elementos, el oxígeno que pasa no es limpio.

El oxígeno contaminado de carbonilla impide que el combustible no se queme en su totalidad, lo que a su vez ocasiona el humo negro de tu coche. Te recomendamos que extraigas la válvula EGR y la limpies con productos especialmente diseñados para este propósito. De tener alguna fisura, lo mejor es que la reemplaces.

Tubo de respiración de cárter

Normalmente, los tubos de respiración de cárter pasan desapercibidos o directamente olvidados por los conductores. Es normal que suceda, aunque es importante que recuerdes que por estos conductos pasan los gases desde la culata hasta el cárter.

Una obstrucción o avería provoca la aparición de humo negro. Para evitarlo, debes realizar una revisión cada 60.000 kilómetros recorridos.

porque mi coche echa humo negro

Presión del combustible

El humo negro de tu coche puede deberse a que el circuito de distribución de gasolina se ha averiado. Esto provoca cambios de presión que hacen que la bomba expulse una fuerte cantidad de combustible al motor de manera abrupta. El problema de la presión no solo hará que el tubo de escape tenga ese color oscuro, sino también gastará demasiada gasolina.

La solución para este específico problema es llevarlo a los profesionales para que reparen todo el circuito o la propia bomba. El daño es muy complejo y solo los expertos en el tema podrán solucionarlo.

Fallos en los inyectores

Entre los tantos motivos por los cuáles puede salir humo negro de tu coche, los fallos en los inyectores o en la bomba de inyección son una posible causa. Cuando se trata de los inyectores, el problema puede deberse a una obstrucción, rotura o suciedad dentro de los mismos, lo que a su vez provoca una mala combustión y la expulsión del humo negro.

Tus posibles soluciones pueden variar de acuerdo al nivel de obstrucción. Limpiarlos es de gran ayuda y puede resolver el problema. No obstante, si están rotos o tienen un gran cúmulo de suciedad que se ha cristalizado, entonces debes cambiarla.

En la bomba de inyección, el posible origen de su fallo es una mala regulación por el exceso de presión causado por unos descontrolados inyectores, lo que termina causando una abundancia de carburos, que a su vez provoca el humo negro de tu coche. La reparación o cambio son las soluciones más eficaces.

Fallo en el caudalímetro

El humo negro de tu coche puede provenir de algún fallo en el caudalímetro. Este se encarga de medir el aire que entra en el motor para mantener equilibrada la cantidad de combustible que se necesita, además de controlar los gases emitidos por el motor.

Es un sensor que le indica a los inyectores cuándo hacer la pulverización y cuánto combustible se necesita. Al tener una avería, este sistema no funciona correctamente, lo que tiene como consecuencia su mal funcionamiento. No podrá realizar una medición correcta, por lo tanto, se puede sobresaturar el combustible.

humo negro coche gasolina

El humo negro expulsado por el tubo de escape puede deberse a esto. Para solucionarlo, debes extraer caudalímetro y limpiar el sensor; aunque si ves que tiene alguna fisura o daño, te aconsejamos cambiarla por uno nuevo.

¿Alguna vez has tenido humo negro saliendo de tu coche? Respóndenos en la sección de comentarios y no olvides compartir este artículo en tus redes sociales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here